etnografía y apps

La etnografía en el desarrollo de apps: el caso Nooddle.

en Estudios de caso por

Entrevistamos a Carlos Melara, Fundador y CEO de la aplicación Nooddle, una innovadora app que ha apostado por la etnografía para conocer a sus usuarios.   


A estas alturas, nadie dudaría en afirmar que el mercado de las apps para smartphones y otros dispositivos está en pleno auge. En Europa un 78% de la población posee un dispositivo móvil inteligente y los datos a nivel mundial indican que el número de smartphones (7.900 Millones) ha superado al de personas. Las aplicaciones móviles han revolucionado la forma en la que nos desplazamos, dónde nos alojamos y qué consumimos. Lo que vemos y cómo lo vemos. Los espacios donde nos informamos y expresamos, e incluso la forma en la que nos comunicamos con nuestra familia y seres queridos. Existen apps para conocer la orientación a la Meca, apps para dejar de fumar e incluso apps para controlar tu nivel de adicción a las apps. Y para antropólogos, existen interesantes apps con las que hacer etnografía. Puedes consultarlas en el artículo Smartphone Ethnography

Más allá de los posibles estudios sobre transformaciones culturales en los modos de vida de grupos específicos bajo el prisma de la revolución tecnológica (y por tanto de las apps), la antropología de la empresa ha demostrado ser muy útil en el propio proceso de ideación y desarrollo de las aplicaciones móviles. En el mundo de hoy, si una app quiere sobrevivir a la vorágine de la oferta debe entender muy bien a sus usuarios. Conocer sus necesidades, su lenguaje y sus símbolos, sus contextos y rituales, su visión del mundo, en definitiva, su cultura.

Esto es precisamente lo que debió pensar la app Nooddle cuando decidió incorporar a una pareja de jóvenes antropólogos, Juan Guijarro y Lucía Muñoz, a su equipo de desarrollo. Nooddle.es es una web y app que tiene como propósito lograr que toda nuestra generación se alimente mejor, de una manera práctica, sencilla y sostenible.

 

Hemos querido entrevistar a Carlos Melara, fundador y CEO de Nooddle, para que nos cuente de primera mano cómo fue el proceso de creación de la aplicación y qué papel jugó la antropología en todo esto.

 

 

nooddle
Carlos Melara, CEO de Nooddle

¡Hola Carlos! Muchas gracias por estar con nosotros. Cuéntanos primero qué es Nooddle.es

Nooddle.es es una web y app que tiene como propósito lograr que toda nuestra generación se alimente mejor, de una manera práctica, sencilla y sostenible.
Cuando abres, miras y no ves “nada” en tu nevera, Nooddle te ayuda a improvisar, experimentar y pensar creativamente para resolver ese momento con los ingredientes que tienes a mano.
Es una solución pensada para el segmento de adultos jóvenes, que queremos alimentarnos mejor y no tenemos mucho tiempo (¡y tampoco somos expertos en la cocina!).

 

La idea es original. ¿Cómo se os ocurrió?

El tema de la alimentación es algo que personalmente me apasiona y pienso que como generación estamos teniendo un despertar de conciencia muy grande sobre su importancia para nosotros como individuos, pero también para nuestro planeta. Nos estamos cuestionando muchas cosas.

Es una tendencia mundial que está llevando a una serie de cambios muy rápidos en nuestros hábitos, sobre cómo nos alimentamos. Y es mucho más importante de lo que imaginamos.

De repente todos queremos alimentarnos mejor. Y alimentarnos mejor no es sólo comer más equilibrado y sano. Para nuestra generación, alimentarnos mejor es también, por ejemplo, reducir el desperdicio.

Para la mayoría, alimentarnos mejor implica necesariamente cocinar más en el día a día. Pero al mismo tiempo, cocinar supone tiempo, esfuerzo y ciertas habilidades que no tenemos.

Y ahí nace un problema.

Por otro lado, somos una generación que está pegada al móvil y esperamos que el móvil (por las apps que tenemos) nos ayude a resolver los problemas que enfrentamos en nuestro día a día. Pero curiosamente no veíamos que existiera una aplicación para cocinar de uso predominante en el segmento más joven y que resolviera esto. La mayoría de apps que existen en el mercado tienen un diseño, contenido y funcionamiento algo anticuados. Así que decidimos estudiar en profundidad lo que nos pareció una oportunidad.


¿Y cómo es que decidisteis integrar antropólogos en el equipo?

Una amiga muy metida en el mundo del emprendimiento me explicó que ella utilizaba una metodología basada en design thinking (diseño centrado en las personas) para identificar y profundizar en los problemas que luego buscan resolver las start-ups que pone en marcha.

Me pareció un enfoque interesante, así que decidí probar esa filosofía de estudio y conformé un equipo con una amiga socióloga que tenía experiencia en ese campo y dos jóvenes antropólogos.

Y así comenzó todo. Nos metimos en las cocinas de los adultos más jóvenes para observar su comportamiento alrededor de la alimentación, sus necesidades, sus frustraciones, sus emociones, y sus cambios de hábitos en los últimos años…

La experiencia fue muy poderosa. Yo vengo del mundo de la consultoría estratégica, donde históricamente el predominio ha sido de los datos “duros” y mucho análisis cuantitativo. Pero zambullirme en el lado más humano y conectar de verdad con las necesidades y emociones de las personas, fue muy enriquecedor y revelador.

 

¿Crees que el trabajo con antropólogos hizo una diferencia para Nooddle? ¿En qué os ayudó su presencia?

La mirada que aportaron los antropólogos nos ayudó a entender mucho mejor el problema que ahora queremos ayudar a resolver. De hecho, cambió bastante la idea inicial con la que partimos. Fue a partir del estudio, estando en las cocinas de los más jóvenes y observando su comportamiento frente a la cocina, que entendimos que lo que necesitaban era una solución que les ayudara a improvisar, y no tanto a planificar.

Como explica Michael Pollan en su serie Cooked de Netflix, “cocinar significa cosas distintas para personas distintas en distintas épocas”.

Creemos que nuestra generación está redefiniendo lo que significa cocinar. No tenemos el tiempo, ni las habilidades, ni las preocupaciones de salud o medioambientales que tenían nuestros padres.
Se vuelve una cuestión antropológica.

Es por eso que el concepto de Nooddle está fundamentado en la improvisación, para ayudar a resolver el “momento nevera” (¿abres la nevera y no sabes qué cocinar?) con los ingredientes que tienes a mano. La idea que buscamos es que encuentres recetas fáciles y originales, que te dejen más satisfecho porque terminas comiendo algo más sano, diferente, que estuvo rico, y lo hayas logrado en poco tiempo, pero también hayas dado salida a lo que ya tenías en tu nevera y despensa, y no termines tirando tanta comida al final de la semana.

nooddle
Los antropólogos entendieron que los usuarios no buscaban planificar, sino improvisar.

Entonces, el nombre de NOODDLE… ¿De dónde surge?

Noodle (con una “d”) es un fideo asiático que se combina generalmente con los ingredientes que se tiene a mano. Pero en inglés Noodle significa también “improvisar”. ¡Bumba! Era justo nuestro concepto. Y al ser un ingrediente y sonar bien, nos pareció perfecto.

Además, ninguna aplicación de cocina tiene nombre de ingrediente, y al vernos persiguiendo algo tan distinto al resto, sentíamos que necesitábamos también un nombre diferente, algo nuevo.

Así que nos lanzamos con “Nooddle”, y le pusimos dos “dd” para remarcar nuestra propia identidad, un pequeño guiño a nuestra generación.

Nooddle, con dos “ds”. Creo que es fácil de recordar.
Y ya finalizando, desde tu perspectiva cómo ex consultor estratégico y ahora emprendedor tecnológico… ¿qué crees que puede aportar la antropología a la empresa?

Mi experiencia trabajando con antropólogos para resolver un problema “real” ha sido espectacular y como digo muy enriquecedora. Acostumbrado a trabajar con perfiles más “de ciencias” (ingenieros, economistas, de empresariales…), creo que los antropólogos y en general los perfiles más humanísticos tienen una sensibilidad especial para entender los problemas cotidianos que experimentamos las personas, y los pone en una posición privilegiada para aplicar metodologías como design thinking y ayudar a aportar soluciones.

Pienso que la antropología, con algún complemento del ámbito digital, es claramente una profesión de futuro y clave para impulsar la innovación, tan necesaria para el desarrollo de nuestra economía y nuestra sociedad.

 

¿Y ahora qué sigue, en qué punto está Nooddle?

Acabamos de lanzar nuestra versión App para Android e iOS, como complemento a nuestra web, pues es lo que nuestros primeros usuarios más nos estaban pidiendo, además de implementar algunas mejoras importantes a nuestro buscador por ingredientes.

También hemos comenzado con una campaña de difusión por redes sociales para dar a conocer mejor el propósito de Nooddle.es, lo que realmente nos mueve. Y por supuesto, seguimos construyendo esa cuidada selección de recetas fáciles y originales para los ingredientes que están predominantemente en las neveras y despensas de los adultos jóvenes españoles.

Ahora toca seguir escuchando y entendiendo a nuestros usuarios, con ayuda de la antropología, para ir terminando de perfilar la solución y así convertirnos de verdad en la aplicación preferida para este segmento, y lograr nuestro propósito de que toda nuestra generación se alimente mejor.

 

Muchas gracias por tu tiempo Carlos. Esperamos que Nooddle logre sus objetivos y que ayude a avanzar hacia una alimentación más sana y sostenible. Y también que tu apuesta por la antropología inspire a otros emprendedores a ser conscientes de la importancia de los datos etnográficos en los procesos de desarrollo de Apps.

 

 

 

 

Fundador e ideólogo de Antropología 2.0. Entiendo la profesionalización de la antropología como un reto personal. Creo en una antropología transformadora capaz de asumir los retos contemporáneos. Formación en Antropología Social, Dirección comercial y Community Management. Viajero incansable, cinéfilo y orador Además de dirigir Antropología 2.0, trabajo como responsable de marketing y exportación para la empresa privada.

1 Comment

  1. Hola amigos reciban un gran saludo, me gusto el uso de la antropologia en su pagina, y me encantaria poder participar como antropologo en todo lo que ustedes requieran con la finalidad de poder aportar la fortalecimiento de su equipo. En espera de respuesta, Atten, Antrop. Carlos Gómez

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*

Lo último en

Ir Arriba